30 de noviembre de 2012

Fumar durante el embarazo




Un embarazo puede ayudar a cambiar de vida
Según numerosos estudios de la OMS el tabaco es la principal causa de enfermedad y muerte precoz en todo el mundo. Dejar de fumar no es fácil debido a la adicción que provoca la nicotina, aunque es posible para todo aquel que desea demostrarse que es dueño de sí mismo y también para aquellos que se encuentran en un momento tan importante como es la llegada de un bebé. 

Desde el mismo momento en el que se confirma el embarazo comienzan las ilusiones y los preparativos, y velar por la salud de la futura madre es fundamental para el buen desarrollo del feto. Fumar y embarazo son dos palabras que nunca deberían asociarse; entonces, ¿por qué no aprovechar esta excelente oportunidad para dejar de fumar definitivamente? Las ventajas de dejar de fumar son innumerables y no existe ningún inconveniente. Además, al renunciar al tabaco los futuros padres también se liberan de una adicción, es decir, de una dependencia no solo física sino también psicológica que dificulta el desarrollo personal y que afectará sin duda a la vida y la salud del niño. 

El embarazo es para los futuros padres el momento oportuno para empezar a cuidarse y elegir unos hábitos saludables que formen parte igualmente de la posterior educación del niño. ¿Más ventajas de dejar de fumar? Se eliminarán gastos innecesarios y podrá dedicarse una mayor parte de los ingresos a disfrutar del bebé.



Ventajas de dejar de fumar
Numerosos estudios aseguran que fumar y embarazo son palabras incompatibles y que inhalar el humo del tabaco –también pasivamente– aumenta las posibilidades de padecer, entre otras, enfermedades cardiovasculares y distintas variedades de cáncer. Asimismo fumar aumenta la probabilidad de sufrir un embarazo extrauterino o un aborto, así como de tener un parto prematuro o complicaciones en el momento de dar a luz. Además habrá más posibilidades de que el bebé nazca con poco peso, padezca enfermedades durante los primeros meses y muera antes del parto o no sobreviva mucho tiempo debido a un infarto o una muerte súbita. Dejar de fumar puede evitarlo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada